Calefacción por suelo radiante en los pisos de lujo Barcelona

Calefacción por suelo radiante. Pisos de lujo Barcelona

Cuando nos planteamos la adquisición de una vivienda, son numerosos los aspectos que debemos considerar para que se ajuste a nuestros gustos y necesidades. Uno de estos aspectos, sin duda, es el tipo de climatización que posee. En los pisos de lujo Barcelona cada vez es más frecuente encontrar la calefacción por suelo radiante, que permite una eficiente distribución del calor por toda la vivienda, entre otros aspectos a considerar.

Este tipo de calefacción presenta numerosas ventajas frente a otros sistemas. ¡Te contamos todo sobre el suelo radiante!

¿Qué es la calefacción por suelo radiante?

La calefacción por suelo radiante es uno de los sistemas más modernos y eficientes que existen en la actualidad para calentar tu hogar. Se trata de una fuente de calor que se distribuye por debajo del suelo por lo que es una calefacción muy estética y discreta.

Este tipo de calefacción distribuye el calor por toda la vivienda de manera homogénea, gracias a que no se basa en el movimiento del aire sino en la expansión de calor a través de conductos.

Lejos de lo que pueda parecer por su nombre, lo cierto es que la calefacción por suelo radiante se puede trasladar a otros elementos de la casa como las paredes, zócalos y hasta al techo. De este modo, conseguimos una atmósfera cálida envolvente.

Tipos de calefacción por suelo radiante

Hay diferentes tipos de calefacción por suelo radiante dependiendo de la fuente energética que utilicen para funcionar. Estos son los dos sistemas que hay actualmente en el mercado:

Suelo radiante eléctrico

Este sistema funciona gracias a una malla eléctrica o cableado repartido por todo el suelo. Para funcionar solo necesita una resistencia que convierta la electricidad en calor. El sistema de cableado distribuirá el calor por toda la vivienda.

Suelo radiante eléctrico

Suelo radiante eléctrico

Uno de los grandes beneficios del suelo radiante eléctrico es que el calor que genera es inmediato. Es decir, solo hace falta encender la calefacción para que el sistema se ponga a funcionar y distribuya el calor de manera uniforme.

Suelo radiante por agua caliente

La calefacción por agua caliente funciona gracias a un sistema de tuberías de agua que se distribuyen por todo el suelo de la vivienda. Al encenderse, una caldera o bomba de calor calienta el agua y la expande por esa red de tuberías calentando las habitaciones de la vivienda.

Suelo radiante agua caliente

Suelo radiante agua caliente

Se trata de un sistema que ahorra mucha energía en comparación con la calefacción de gas porque para que funcione correctamente no hay que calentar tanto el agua como con los radiadores de gas. De hecho, la temperatura del agua debe estar sobre los 40ºC, es decir la mitad que con un sistema de calefacción a gas tradicional.

¿Cuál es mejor?

Ambos sistemas disfrutan de las grandes ventajas estéticas que representan y el confort que se consigue, en comparación con otros sistemas tradicionales como los radiadores. Además, el suelo radiante es más económico y respetuoso con el medio ambiente y no entorpece la decoración de nuestra casa.

Sin embargo, el sistema de calefacción a través del agua es muy eficiente y ayuda a ahorrar energía por lo que se ha convertido en la opción preferida en muchos hogares. Los altos precios de la electricidad han ayudado a que los usuarios opten por la calefacción por agua caliente para ahorrar dinero a final de mes.

A la hora de instalar este tipo de calefacción, ya sea eléctrico o por agua, hay que tener en cuenta el material que se utiliza en el suelo de la casa. No todos son igual de buenos para aprovechar al máximo las ventajas de este sistema. Por ejemplo, los suelos de madera no se suelen recomendar a no ser que hayan sido tratados correctamente para soportar el calor. Si no es así podrían levantarse con el paso del tiempo al estar sometidos a importantes fuentes de calor de manera continuada.

Los suelos de cerámica o de porcelana son perfectos para conducir el calor de manera homogénea y eficiente, por este motivo son los más utilizamos a la hora de instalar la calefacción de suelo radiante.

Ventajas de los suelos radiantes

En Casa.cat hemos optado por suelos radiantes por agua para dotar a nuestros pisos de lujo del confort de tener una casa caliente fácilmente y sin necesidad de gastar más de lo necesario. Por este motivo, vamos a destacar los beneficios que tiene este tipo de calefacción frente a otras opciones.

Alta eficiencia

Este sistema de calefacción utiliza el agua a baja temperatura, entre 35 ºC y 45 ºC, lo que hace que la eficiencia sea mayor. Las tuberías que recorren el suelo son muy estrechas y, por tanto, la cantidad de agua necesaria es pequeña, lo cual contribuye a la eficiencia del sistema. Esto hace que el sistema presente un adecuado comportamiento medioambiental, el cual puede llegar a un 20 % de ahorro respecto a la calefacción por radiadores. Además, se puede instalar utilizando únicamente la energía producida por paneles solares.

Mayor confort

La temperatura del aire que está cerca del suelo es mayor que la del aire a la altura de la cabeza, lo que evitará la sensación de frío sin sensación de agobio. Además, el calor del suelo se reparte de forma uniforme por todo el piso, sin necesidad de colocar los muebles en función de los radiadores u otras fuentes de calor. El aire caliente, por su menor peso, tiende a ascender. Si el calor se produce en la parte inferior de la habitación, el aire subirá y calentará todo el espacio de una forma eficaz.

El suelo radiante es un sistema muy saludable, ya que no produce corrientes de aire derivadas de los diferentes gradientes de temperatura. No reseca el ambiente y reduce el polvo en suspensión.

Bajo consumo

Al funcionar con un agua a baja temperatura, el sistema de suelo radiante es más económico que los tradicionales de radiadores de agua. Este sistema puede funcionar con caldera de gas de baja temperatura, bomba de calor o placas solares, lo que incrementa el ahorro en calefacción.

Mejora la estética de las habitaciones

El sistema de suelo radiante se puede colocar con muchos tipos de acabados para el suelo. Hay determinados pavimentos que favorecen la eficacia del sistema, como las baldosas de cerámica o los suelos pétreos. También son compatibles con los suelos de madera, aunque esta tiene que estar convenientemente tratada, para no sufrir deformaciones a causa del calor.

Al no necesitar conectores ni radiadores, el espacio de las habitaciones queda totalmente libre. Las paredes permanecen vacías, sin ningún elemento que condicione la distribución de los muebles y decoración general.

Este sistema de calefacción no condiciona el tipo de muebles que coloquemos en nuestra vivienda. La baja temperatura del agua no deteriora los muebles ni los elementos decorativos que utilicemos.

Si le interesan los pisos de lujo Barcelona, es imprescindible que compruebe el sistema elegido de calefacción. Una calefacción por suelo radiante aporta valor a cualquier vivienda, sin renunciar al confort y a la comodidad.

venta-de-pisos-de-lujo-en-Barcelona

Rate this post